Mini-Review - Black Mass, de Scott Cooper.


Black Mass es una película que se nutre del cine de Clint Eastwood y quiza un poco del de Martin Scorcese. El director es distinto, Scott Cooper quien dirigió a Jeff Bridges en Crazy Heart, pero hay elementos compartidos hasta el punto de que habra gente que entrara en dañinas comparaciones. Este film aun si los directores anteriormente dichos no tiene nada que ver en ella ni siquiera en producción, se siente en cierta manera que tiene su espíritu, sin abandonar la personalidad propia.  

Inspirada en el libro de no ficción de Dick Lehr and Gerard O'Neill, el film retrata de forma dramática la vida y obra del infame James "Whitey" Bulger, un capo de la mafia de Boston de mediados de los 70, quien a cambio de su protección, trabajaba como informante del FBI, pero que de aquel pacto nacería una época de contrabando y violencia.
Esta historia de ascenso al poder no es tan peculiar, puesto que es propensa a compararse al cine de Eastwood por su sombría representación del crimen, ejemplificando Mystic River, y el cine de Scorsese tanto por la propia Boston como por el contexto de mediados de los 70 en adelante. Sin embargo, hay diferencias en el tono, ya que su guion no necesita el mismo flujo que lleva las películas del director de Godfellas ni se deja llevar por la tragedia como para parecerse a Gran Torino, va al suyo propio, y la dirección lo demuestra, con un montaje sobrio que aumenta la velocidad solo cuando se lo requiere. 
La cinta de Cooper se nutre del gran trabajo de unos actores que da aun mas personalidad a su película. El Whitey de Johnny Depp, bastante distinto e inesperado, se muestra como un ser sin escrúpulos pero sin nervios, pero con cada tragedia relacionada a sus seres queridos lo convierte en alguien cada vez mas insensible. El hombre preocupado por su familia tanto como por sus leales hombres no quitan el monstruo que podría llegar a ser cuando se le cruzan los cables. Sin embargo quiero destacar a un actor mas, a Joel Edgerton como John Connolly, un agente del FBI responsable de la seguridad de Whitey. Edgerton logra con su trabajo entregar a un personaje secundario que toma en serio el cuidado de Whitey, con un personaje con un alto respeto por su amigo de las calles de esa oscura Boston. Johnny Depp no es el único quien luce porque no necesariamente es el único que tiene que lucir, el mencionado Edgerton, Benedict Cumberbatch como el hermano Bill, Julianne Nicholson, Peter Sarsgaard e incluso la sorpresa de ver a un respetable Kevin Bacon, cada uno aporta su personaje y su parte del mundo.

No es perfecta, pero no le quita los méritos conseguidos. La iluminación y los colores, que contrastean de vez en cuando, tienden a ser mas oscura de lo necesario, pero en general contribuyen al desolador contexto. Pero entre sus virtudes máximas se encuentra el trabajo de Cooper detrás de cámara, un guión con interés y cuidado, ambientaciones fieles a sus respectivas épocas y una banda sonora con música licenciada elegida con carisma, acompañada también por una oscura banda sonora de Tom "Junkie XL" Holkenborg. Por mas que muchos dicen que se parece a un film de Scorsese o de Eastwood, Black Mass es una película que logra tanto entretener, conectar, como incluso dejarte temblar... y mucho.

Comentarios

  1. Interesante, debería ver ese filme, pero dudo que lo estén dando en mi país. Buena mini review.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Resumen de peliculas - Cine 2015

El mecha exagerado y la chica dragón - Respuesta a Tenes Milanesas Graciela sobre TTGL y Kill la Kill